Cacao, en el desayuno o en cualquier momento

Por hace
Cacao para el desayuno

El soluble de cacao con leche es un producto que se utiliza mucho en el desayuno y meriendas de los niños y personas mayores,  a diferencia de otros paises de nuestro entorno que no tienen esa costumbre. Un desayuno de estas características, además de sabroso, aporta sustancias capaces de conferir beneficios para la salud del consumidor, en particular flavonoides que se encuentran en el cacao y tradicionalmente solo se relacionaron con el “flavor” del cacao y del chocolate.

Actualmente,  se sabe que éstos flavonoides actúan sobre las LDL-oxidasas, uno de los factores que llevan al desarrollo de ateromas en el interior de las arterias, e impiden su desarrollo reduciendo la formación de radicales libres y por ello incluso proporcionan una cierta protección frente a algunos tipos de cáncer. El cacao aporta también cantidades apreciables de fitosteroles que investigaciones recientes parecen indicar un efecto bloqueante sobre la absorción intestinal de colesterol alimentario.

Un estudio realizado por científicos de la Universidad de Barcelona indica que ese típico desayuno aporta a la población infantil formada por 2.000 niños entre 5 y 14 años, un consumo medio de flavonoides de 24,2 mg/día, y de ellos el 54 por 100 lo aportan los derivados del cacao y un 90 por 100 de esos productos son solubles de cacao. En una taza de cacao soluble se pueden encontrar hasta 100 mg. de antioxidantes de tipo polifenólico saludables. Los alimentos que aportan el resto de la cantidad diaria de flavonoides a la dieta de los niños españoles son las frutas en un 17 por 100, los zumos en un 14 por 100 y las verduras en un 12 por 100.

Una ración de soluble de cacao con leche se entiende como la mezcla de 20 g. del primero y 200 ml. de leche entera, y contiene unas 350-360 calorías por 100 g., entre 4 y 7 por 100 de proteínas, 80 de hidratos de carbono, apenas 2,5 de grasas que corresponden fundamentalmente a manteca de cacao, calcio entre 30 y 300 mg. por 100 g., un poco de hierro, pequeñas cantidades de vitaminas A, E, B1, B2, B6 y folatos, que cubren una parte aceptable de las necesidades diarias de niños y ancianos. El cacao en el desayuno o en cualquier momento del día.

 

Valore este artículo si le ha sido de ayuda o le ha gustado...
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (3 votos, promedio: 5,00 out of 5)
Loading ... Loading ...

Sobre Jesús Llona Larrauri

El Dr. Jesús Llona Larrauri es experto en Alimentación, Nutrición, Sanidad y Bromatología, miembro de la Real Academia de Medicina del País Vasco, de la Fundación Española de Nutrición, de la Academia Vasca de Gastronomía (1994-2006). Leer más sobre Jesús Llona Larrauri

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.

Close
Seguir a Nutritelia en las redes sociales
Si desea estar informado/a de los consejos nutricionales de Nutritelia pulse en su red social