Calcio, importante a partir de los 50 años

0
14

Los huesos necesitan calcio en la juventud, hasta los 25-35 años, porque a partir de ésta edad el tejido óseo se va destruyendo, es la osteoporosis que afecta a más de 3,5 millones de españoles en su mayoría mujeres. El calcio se obtiene de la dieta y para que vaya desde el intestino a los huesos hace falta vitamina D, que en nuestra latitud soleada procede de la provitamina en la piel por los rayos de sol, fórmula barata y eficaz. Durante los primeros meses de vida, la lactancia materna; antes de los 20 años leche y sus derivados, sardinas en aceite, acelgas, garbanzos hasta llegar a 1.200 mg. de calcio, no fumar ni beber y hacer ejercicio físico.

A los 30 mucho pescado y ejercicio físico; a los 40 llega la soja, que reduce el riesgo de osteoporosis y de accidentes cardiovasculares, es el momento de descenso de estrógenos y las isoflavonas de la soja actúan supliendo su carencia. ¿A los 50? Es una edad clave, aunque los huesos sólidos se “fabrican” los primeros años de vida. A partir de los 50 años, las expectativas de vida han aumentado en un siglo 25 años para las mujeres y cerca de 20 para los hombres y el número de jubilados saludables es muy grande, llega el momento de los alimentos enriquecidos en calcio , leche desnatada, yogur, queso postres lácteos, etc. para llegar a los 1.500 mg. diarios que recomienda la Organización Mundial de la Salud.

Un vaso de leche desnatada enriquecida en calcio aporta unos 320 mg. frente a los 250 mg. de la leche normal (el 25% de las necesidades diarias), fósforo también necesario para los huesos, incluso algunas leches desnatadas llevan vitamina D, E, ácido fólico y otras vitaminas, lo que las hace recomendables para llegar a aproximarse a las CDR (Cantidad Diaria Recomendada), si no es usted intolerante a éste alimento. La leche o lácteos desnatados llevan menos grasas, interesante para mantener la línea y evitar el sobrepeso que actúa negativamente en la masa ósea.

Otros alimentos de diario como frutas, verduras (espinacas, brécol y la familia de las coles) pescados, carnes y huevos, cereales integrales, avena y las almendras, aportan calcio y ayudan de forma importante, pero cuidado, los alimentos ricos en sal (embutidos, platos preparados y precocinados, queso), y una dieta rica en proteínas de origen animal (carnes, pescados, huevos) aumentan la eliminación de calcio por la orina.

Sin resfriados

Refuerza tus defensas

Refuerza las defensas de tu cuerpo para pasar un invierno....  
SIN RESFRIADOS

Suscríbete ahora y recibe gratis la guía

Dejar respuesta