La obesidad, una nueva epidemia

0
4

La obesidad  debe ser entendida como una enfermedad crónica. Hoy casi todo lo celebramos comiendo. No hay duda de que quien mejor conoce su organismo y sabe que, en ocasiones, no debe comer es uno mismo. Al menos debería ser así y cada vez hay más conciencia de que “somos lo que comemos”. El componente genético es responsable pequeñísimo de la obesidad, y cuando se engorda, las causas son casi siempre otras. ¿Hay que volver a comer a lo pobre?. El papanatismo cultural y la publicidad dirigida han convertido en ley la creencia de que algunos alimentos como las legumbres, el pan o las pastas engordan. Ningún alimento engorda, lo hace la dieta en su aspecto global.

En los últimos años se ha doblado en España el número de obesos, en 1987 eran un 7,8 por ciento de los adultos y hoy son el 14,4 por ciento, y la OMS ha lanzado un grito de alarma: el 16,1 de nuestros niños son obesos, el 30% de los adultos también, y más del 50% tienen sobrepeso.

La obesidad ésta relacionada con la sociedad de consumo

Y los cambios de hábitos de la vida. Es recomendable la dieta y cocina mediterránea. Organizarse para hacer cinco pequeñas comidas al día. Las dietas milagrosas  que prometen adelgazar cinco kilos en una semana son un fraude y comer muy poco todos los días durante un tiempo puede llevar a carencias nutricionales.

Nada de ayunos prolongados ni dietas disociadas por las mismas razones. Evitar las grasas saturadas (tocino, mantequilla, manteca, leche entera, embutidos, quesos) y las grasas “trans” hidrogenadas más peligrosas que las saturadas, que están en la pastelería y bollería industrial, comida rápida, salsas, platos preparados y precocinados, fritos envasados; no pasarse con las grasas poliinsaturadas omega-6 (aceites de girasol, soja, maíz), alimentos con muchos glúcidos y alto IG ( Indice Glucémico)como glucosa, miel, zanahoria, puré de patata, arroz blanco, habas verdes, patatas cocidas, pan blanco.

Sin resfriados

Refuerza tus defensas

Refuerza las defensas de tu cuerpo para pasar un invierno....  
SIN RESFRIADOS

Suscríbete ahora y recibe gratis la guía

Hacer ejercicio físico todos los días o caminar 30-45 minutos a buen paso. Evitar el estrés. Y no olvidar los tópicos de siempre: la sal no engorda, pero puede retener líquidos; la pasta no engorda pero si se añade mucho queso…; comer rápido no engorda pero si se come más cantidad…; el agua no engorda, y es imposible porque carece de calorías; y algo cierto, las vitaminas solitas no engordan. ¿Cuántas calorías al día?. Es variable y a partir de aquí hay que precisar que no es lo mismo el gasto calórico para un deportista profesional que una mujer embarazada o una persona que hace poco ejercicio.

Tabla de calorías por edades

           Hombres                                              Mujeres                 Dieta de Adelgazamiento

De 20 a 39 años-2.200cal/día
De 40 a 49– 2.100cal/día
De 50 a 59-2.000 cal/día
De 60 a 69-1.800-2.000cal/día
De 70 en adelante-1.700 cal/día
De 20 a 39 años-2.000cal/día
De 40 a 49-1.900 cal/día
De 50 a 59-1.800 cal/día
De 60 a 69-1.750cal/día
De 70 en adelante 1-600-1.700 cal/día
1.500 calorías para bajar 1 kilo al mes
Hay 1 año para perder 12 kilos

 

Las mujeres deben disminuir las calorías más que los hombres, entre 2.300 calorías y 1,700, mientras los hombres pueden llegar a 2.000, siempre en función de la actividad diaria.

Una dieta exige un estilo de alimentación basado en

  • Muchas frutas y verduras
  • Alimentos frescos, mejor de temporada
  • Cocinar siempre con aceite de oliva virgen
  • Consumir de forma moderada lácteos desgrasados mejor enriquecidos en calcio
  • Comer pescado 3-4 veces/semana, carne magra y mejor de aves y 5-6 huevos
  • Hay que moderar los frutos secos, que son necesarios, las aceitunas y la miel.
  • La carne roja puede consumirse 2-3 veces al mes.
  • El vino tinto, cuando tiene costumbre de tomarlo, va bien 1 vaso en cada comida.
  • Poca sal y mejor utilizar hierbas aromáticas.
  • Reducir el consumo de grasas es importante sobre todo para bajar el colesterol, más que para bajar peso. Para esto último es importante reducir las cantidades de alimentos que se toman. Comemos demasiado.
  • De postre mejor macedonias, ensaladas y compotas con queso fresco y yogur, y solo ocasionalmente pastelería o bollería.
  • Mucha agua por la mañana en ayunas y también entre horas. Durante las comidas mejor ser prudente.
  • Cuando vaya a un restaurante pida dos primeros platos en lugar de primero y segundo. Los primeros suelen llevar menos calorías.

La obesidad es una nueva epidemia

Vigile su peso y su alimentación.

Dejar respuesta